Cuando ya has seleccionado tu suelo, bien sea laminado, vinílico o parquet, toca elegir los accesorios correspondientes. Como vimos en la publicación anterior “Qué es un rodapié, un perfil y un mamperlán” aprendimos sobre los diferentes accesorios para tu suelo, pero ¿cuál quedará mejor en mi habitación?

No te preocupes y sigue leyendo porque en la publicación de hoy te presentaremos diferentes combinaciones de accesorios para conseguir la estancia que siempre has imaginado.

Los rodapiés o zócalos son el detalle que puede marcar estilo y personalidad en la decoración del suelo de tu hogar.

Existen muchos de tipos de rodapiés, con distintas alturas, anchos y formas. Elige la combinación que más te guste con el suelo de tu hogar según la impresión que quieras dar.

La elección entre un rodapié blanco o a juego con la tarima dependerá de a que elementos deseas darle continuidad. A continuación, le damos algunos ejemplos:

Colocaremos un rodapié blanco junto con unos marcos de puerta blancos para dar continuidad a los elementos verticales de la estancia, con esta opción aportaremos un toque actual y de diseño a la estancia. Este efecto se ve incrementado si la pared es de color blanco haciendo que contraste más el suelo y sea el protagonista de la habitación.

También podemos combinar el rodapié blanco con nuestra pared y dejar que destaque el suelo y marcos de puerta.

Rodapié Quick Step blanco Ovolo/Ogee (con suelo roble natural medianoche | CLM1487)

Accesorios – Rodapié Quick Step | QSISKR(-)WHITE/OGEE

Por lo contrario, si queremos dar continuidad al suelo colocaremos un rodapié a juego, remarcando y diferenciando los elementos verticales como pueden ser puertas o la pared.

Rodapié Quick Step a juego (con suelo roble pacífico extra mate | VAR5114S)

Accesorios – Rodapié de parquet | QSLPSKR(-)

Si quieres crear un espacio muy personal y hacer que tu estancia no sea aburrida, puedes convertir el rodapié en el protagonista de la sala. Con estos rodapiés con inspiración en el diseño de baldosas hidráulicas.